Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

Fútbol Sala

Imanol Arregui: “Nos hemos salvado, los jóvenes han crecido pero ha sido durísimo”

Con un argumento difícil de rebatir, el técnico de Irurtzun seguirá al frente de Osasuna Magna una temporada más. Serán veintidós los cursos que sumará en el banquillo del equipo del Xota. Lo hace, asegura, por obligación moral

Ampliar El entrenador de Osasuna Magna, Imanol Arregui, recupera fuerzas estos días en su localidad natal, Irurtzun. Posa con las peñas de Las Dos Hermanas, al fondo.
El entrenador de Osasuna Magna, Imanol Arregui, recupera fuerzas estos días en su localidad natal, Irurtzun. Posa con las peñas de Las Dos Hermanas, al fondo.J.C. CORDOVILLA
Publicado el 13/06/2022 a las 06:00
Darlo por hecho puede no llevar a que ello se cumpla, pero resultaría complejo entender un Osasuna Magna sin Imanol Arregui en su banquillo. El C.D. Xota lo ha confirmado. El entrenador de Irurtzun dirigirá su temporada número veintidós al equipo navarro de la Primera División del fútbol sala. Imanol se queda y con un argumento aplastante: “Es una obligación moral”. Lo hace tras las dos últimas temporadas muy exigentes.
Pese a lograr la permanencia antes que en la anterior temporada, ¿cómo han vivido la presente?
Ha sido una mezcla de sensaciones. Por un lado, he estado más tranquilo que la pasada, porque hemos sufrido menos, pero, por otro lado, hemos pasado mucha angustia por el tema de las lesiones. Ha sido una temporada, en ese sentido, que nunca había visto. En mis veinte años de entrenador y quince de jugador no he visto una cosa igual en mi vida: tres rodillas, rotura de fibras, dos veces la covid, la gripe, una fascia plantar...Nos ha pasado de todo. No hemos jugado prácticamente con toda la plantilla en esta temporada. Ya era cortita y con mucha gente joven. Nos hemos salvado que era el objetivo y los chavales van a seguir creciendo y vemos si la próxima temporada damos otro pasito.
Pese a las bajas, el equipo hizo mejor campaña en la primera vuelta que en la segunda.
Ahora mismo somos un equipo en formación. Tenemos mucha gente joven y depende de cómo vayan las cosas les influye mucho. Si coges una dinámica positiva, tienen esa fuerza. Y cuando tienes una dinámica no tan positiva o negativa cuesta más. Todavía no tienen muchos la madurez que hace falta y que es normal que no la tengan, porque llevan dos años jugando en la Primera División. Poco a poco irán cogiendo esa experiencia. La segunda vuelta nos ha costado, sobre todo, fuera de casa. También creo que hemos pagado lo de la primera. Al final jugamos con tres jugadores menos, muy importantes para nosotros. Los que en la primera hicieron un esfuerzo descomunal lo han pagado un poco en la segunda.
¿Ahora descansará unos días pero sin dejar de pensar en la próxima campaña?
Quiero desconectar estas dos o tres semanas del ordenador que estoy saturado de ver partidos. Los veré por enfermedad pero no buscando nada porque, de momento, no podemos fichar nada. Toca descansar, desconectar un poco, y ya estoy pensando en lo que puede ser la que viene, y en aquellos aspectos que debemos ser más fuertes, otros en los que lo hemos hecho muy bien. Buscaremos la mejora del equipo que es de lo que se trata.
Se han confirmado las bajas de Neno y Bynho. ¿Habrá más?
En principio, no. Hasta que no finalice el mercado siempre pueden pasar cosas tanto de entradas como de salidas. Vamos a ver qué pasa pero intentaremos tener el mejor equipo posible con el dinero que contamos.
Si fichajes no se pueden hacer, ¿qué opciones quedan?
Debemos intentar hacer más fuerte al bloque que tenemos que salvo Jhonathan, Roberto (Martil) y Asier (Llamas) son jugadores que llevan muy poco tiempo en la Primera División. De la temporada pasada a esta han crecido. El crecimiento, por ejemplo, de Fabinho o Toni se truncó con la lesión grave. El objetivo principal más allá de que pueda venir alguien o no es que los que están crezcan. Ojalá tengamos un poco más de suerte en el tema de lesiones, porque sino va a ser imposible.
Personalmente, ¿cómo ha pasado esta temporada?
He sufrido bastante. Al final con tantas lesiones y la plantilla justita, hay que hacer mucho encaje de bolillos. Estar pendientes de muchas cosas. Cada entrenamiento pasaba algo o caía alguien cada semana. Ha sido duro pero lo pasé peor la anterior campaña, de las peores de mi carrera como entrenador.Fue más angustiosa. Este año ha sido dura por las lesiones y de cuadrar cosas. Jugar demasiados minutos con chavales que no están preparados todavía para asumir ese rol. Para ellos es un aprendizaje a marchas forzadas. Les va a hacer crecer mucho. A Ion creo que le ha venido bien porque ha tenido que jugar. Cuando le hemos necesitado, pese a sus 18 años, lo ha hecho muy bien. Josu ha tenido oportunidades. Les va ayudar.

La faceta más camaleónica de Imanol

La carta de presentación de Imanol Arregui en el banquillo del primer equipo del Xota no pudo ser mejor, o sí, pero le demostró que, después de prepararse mucho, podía ser entrenador de fútbol sala. Quedó cuarto en la Copa de España y quinto en la liga. “La primera temporada fue la mejor, para mí. Después hemos jugado una final de la Copa del Rey, una final de liga, que fue la leche, a nivel mediático, del club, y siempre guardas recuerdos imborrables. La primera temporada fue muy importante porque la afrontas con incertidumbre. Acababa de dejar de jugar. Fue un año bonito. Fue la primera vez que jugamos la Copa, el playoff... Para mí fue la confirmación de que valía para esto. Llevaba años preparándome pero hasta que no estás no sabes”.
El entrenador de Irurtzun va a alcanzar la temporada 22 como técnico en la máxima categoría del fútbol sala nacional y siempre en el mismo equipo, el del Xota. Se puede dividir su carrera como entrenador en tres épocas: una primera en la que asentó al equipo en la Primera División; la segunda en la que alcanzó grandes hitos, y esta tercera, más complicada, en la que le está tocando reinventarse un curso tras otro.
“Los primeros años fueron duros, compaginando trabajo con entrenamientos, pero a la vez muy gratificantes, para mí-relata-. Las primeras temporadas mantuvimos lo que había y fuimos capaces de sacarle mucho más rendimiento. Conseguimos jugar la Copa, el playoff, quedar arriba en la liga, cosa impensable y fue la leche”, cuenta Imanol.
El técnico añade que, a partir de ese momento, la plantilla comenzó a rejuvenecerse. “Eran otros tiempos. Había más dinero. En la 09-10, estaban Jesulito, Rafa, Araça... Jugadores que se hicieron aquí. Jesulito rompió con todos los esquemas y los seis o siete primeros partidos de liga fue el mejor del equipo, un boom. Los demás se iban cedidos un año o dos. Volvían. El primer año prácticamente no jugaban. Iban entrando poco a poco. Podías tener paciencia e irlos moldeando a tu gusto sin meterles la presión que tienen ahora. Ahora vienen y tienen que jugar 25 minutos. No les estamos dejando que vayan pagando esos peajes poco a poco. Lo tienen que hacer de golpe y tienen una responsabilidad excesiva para la experiencia que tienen”, compara.
Imanol Arregui asegura que el acierto de aquella su segunda época fue construir un bloque de siete y ocho jugadores de la factoría Xota: “Dani, Roberto, Javi, Araça, Rafa, Asier, Gasca, en su momento, Juanito, que vino, y el año de la final fue espectacular”. “Formamos un bloque de jugadores que los hicimos nosotros, que se hicieron en el Xota pero a medida que fuimos creciendo venían equipos más fuertes y salieron”, dice.
El técnico echa de menos aquellos tiempos. “Ahora no hemos podido, porque la capacidad económica no es la misma, hacer esa regeneración más paulatina. Tener un bloque de seis o siete jugadores más experimentados y esos tres jóvenes que poco a poco se vayan haciendo. Ahora es al revés. El número de chavales es el que antes tenías en el bloque fuerte y el número de jugadores que integra ese bloque fuerte era el que antes lo ocupaban los chavales”.
Sin embargo, Imanol afronta el reto. “Ese es el cambio. Es complicado pero a la vez bonito porque si conseguimos seguir manteniendo los objetivos y la plantilla, seguir en la Primera División, en dos o tres años, estos chavales serán los Dani, Javi... Todos estos jugadores que hicimos y que ya no están. Hay que tener paciencia y dejarles que se equivoquen. Al final, aunque yo les tenga que apretar, eso es evidente, es obvio que para sacar chavales hay que asumir que la van a fallar como lo hemos hecho todos. Es importante que vayan cogiendo la cultura de competir en la Primera División y lo que es la idiosincrasia de este club: de competir siempre, de no bajar los brazos, de jugar ordenaditos, de ser verticales, de nuestra manera de entender esto”. Palabra de Arregui.

‘Vikingos’ y ‘No te puedes esconder’, compañeras de viaje

¿Cómo es un verano de Imanol?
Normalmente, tengo unos días de desconexión. En las vacaciones, suelo estar preparando la pretemporada en la playa con un cuaderno o con el móvil apuntando cosas, jugadas de estrategia nuevas. Suelo mirar jugadores para reforzar el equipo. Aunque este año estoy mirando más bien nada porque no creo que podamos. Si luego me dicen que podemos hacer algo, buscaré lo que necesitemos y podamos fichar. Aprovecho para estar con los amigos, con la gente que te quiere y que siempre está ahí. Pero la enfermedad sigue. Somos unos privilegiados porque hacemos lo que nos gusta pero es un trabajo que por lo menos a mí no me permite estar desconectado ni un día. Siempre estamos dándole vueltas para mejorar nuestra versión respecto a la anterior.
Durante la temporada, ¿dónde encuentra la tranquilidad?
En los momentos en los que me voy por ahí con la jefa a pasear el perro y después de cenar el rato de estar tranquilo en casa. Ese es el mejor y el de sacar al perro que, muchas veces, me salva de estar todo el día con el ordenador. Los sábados por la mañana, si jugamos en casa, solemos quedar los amigos a echar unos pintxos y unas risas. Ese se disfruta.
¿Cuántas series ha visto esta temporada durante los viajes?
Bufff... Este año, menos, pero dos o tres, sí. La última es Vikingos: Valhalla, la primera temporada, No te puedes esconder. Black List me gusta. Esas son las que más me han gustado. En casa, vemos Ley y Orden, Entrevías, de Coronado. Me parece un buen actor.
¿Quién va a ganar el título de liga?
Yo creo que el Barça pero también es cierto que va a ser un playoff raro, extraño. Vuelve a ser a dos partidos y así puede pasar cualquier cosa. Lo hemos visto en la Copa del Rey, en la que Antequera ha pegado un pelotazo histórico y me alegro. Están los ocho mejores equipos de la temporada y puede pasar cualquier cosa, pero en condiciones normales creo que ganaría el Barça porque para mi gusto es la mejor plantilla de largo.
¿Cuántos partidos de fútbol sala puede ver en una temporada?
No me atrevo a decir pero una barbaridad. No dejo de ver en todo el año. En la pretemporada, grabo los entrenamientos y los fragmento para los jugadores como formación y de información para mí. Durante la temporada, más en la primera vuelta que en la segunda, del orden, de tres o cuatro partidos del rival, más el tuyo de la anterior, más el montaje que haces de cada rival y el propio... A la semana puedo ver seis o siete partidos.
volver arriba

Activar Notificaciones

Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE