Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

Pelota

Verano, un Tourmalet para las empresas

El pasado lunes se presentó en Vitoria una nueva edición del Masters, un parejas mixto con el que se quiere capear un verano sin ferias. Hay competición, hay plazas... pero el nudo gordiano es volver a llevar a los aficionados al frontón

Ampliar Panorámica del frontón Labrit en el partido mano a mano Rezusta-Laso el pasado sábado
Panorámica del frontón Labrit en el partido mano a mano Rezusta-Laso el pasado sábadoJesús Garzaron
  • Luis Guinea. Pamplona
Publicado el 15/07/2021 a las 06:00
Hace unas semanas, antes de ser campeón, Jokin Altuna estaba preocupado. Sus amigos de la cuadrilla, aficionados a la pelota, se habían acostumbrado a ver los partidos por televisión por la pandemia. “Al final si la gente se acostumbra a eso y no va a los frontones, malo. Va a costar que la gente coja otra vez la costumbre de ir al frontón”, reflexionaba el guipuzcoano.
Con la bajada de las restricciones de la pandemia en Navarra y Euskadi, las empresas Aspe y Baiko decidieron a comienzos de julio abrir las puertas de los frontones al público. Lo hizo después de que el Parejas 2020 en su fase final, el Manomanista 20, el Cuatro y Medio 20, el Parejas 21 y el Manomanista 21 se hayan disputado a puerta cerrada, con gradas vacías por la situación sanitaria, pero también por la propia decisión de la Liga de Empresas.
La miniferia de San Fermín era el primer banco de pruebas continuado -festivales los días 8, 9, 10 y 11- para las empresas para conocer la respuesta del público. Esta ha estado “ un poco por debajo” de lo que esperaban Baiko y Aspe. Sobre un aforo de 602 espectadores, en la semifinal de Baiko hubo unos 320 espectadores, 445 el día de la semifinal de Aspe, 420 en el desafío del aceite (sin duda el día con más ambiente en la grada) y unos 300 en la final.
Son datos que hay que colocar en su justo contexto. La ciudad no vivía en un ambiente festivo, no hay Sanfermines; no había hostelería en el frontón y los resultados de las semifinales -con marcadores muy abultados- fueron los que fueron.
ENGANCHAR A LA GENTE
“Nos va a costar tiempo volver a meter a la gente en el frontón, eso es indudable. Y estamos preocupados”, comentaba en la presentación del Masters Inaxio Errandonea, responsable comercial de Aspe.
Las empresas han preparado un Masters deportivamente interesante, con ocho parejas muy compensadas. Todos los festivales se harán con las oportunas medidas de seguridad sanitaria: aforos limitados de acuerdo al criterio de cada comunidad, mascarilla obligatoria, entradas nominales y trazables y festivales programados fuera de las fechas festivas de las ciudades y pueblos para evitar que se produzcan situaciones de riesgo. Factores que hacen de la mano profesional un espectáculo deportivo en interior seguro. Pero ahora hay que convencerle al público para que vaya al frontón.
Y queda la vertiente económica del asunto. Para el aficionado quizá secundaria, para las empresas definitiva. Los ingresos de Aspe y Baiko, que organizan todo el verano a medias, se van a resentir. Primero porque los aforos son menores que lo habitual (menos público, menos ingresos), porque no se va a programar tanto como un verano convencional. Y porque el plus económico que ha dado ETB en invierno desaparece con la vuelta del público.
ETIQUETAS
volver arriba

Activar Notificaciones

Continuar

Gracias por elegir Diario de Navarra

Parece que en el navegador.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, para poder seguir disfrutando del mejor contenido y asegurar que la página funciona correctamente.

Si quieres ver reducido el impacto de la publicidad puedes suscribirte a la edición digital con acceso a todas las ventajas exclusivas de los suscriptores.

Suscríbete ahora