Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

Prevención ante riadas

74 municipios se encuentran en riesgo de inundación en Navarra

El Ejecutivo navarro impulsa una estrategia de colaboración con los ayuntamientos para prevenir crecidas como las de diciembre

Ampliar La crecida del río Ultzama anegó uno de los acceso a al núcleo urbano de Villava en las inundaciones de diciembre
La crecida del río Ultzama anegó uno de los acceso a al núcleo urbano de Villava en las inundaciones de diciembreJesús Caso
Actualizado el 18/02/2022 a las 22:19
Un total de 74 municipios, enmarcados en 25 Áreas con riesgo potencial de inundación, se exponen a sufrir nuevas crecidas en Navarra, según desveló ayer la consejera de Desarrollo Rural, Itziar Gómez, en el marco de una jornada impulsada en el Baluarte por el Gobierno bajo el lema de Gestión colaborativa de las inundaciones, La sesión, programada como el doble reto de pulsar las circunstancias que rodearon los episodios de diciembre y enero y de subrayar el acento de la prevención, concitó el interés de un centenar de personas, entre las que se hallaban representantes locales, Policía Foral, Guardia Civil, Policía Nacional, Bomberos, voluntarios, DYA y Cruz Roja. El encuentro fue concebido como un marco de diálogo para profundizar en la colaboración entre instituciones -con presencia de las Confederaciones Hidrográficas del Ebro y Cántábrico y Aemet-, y ciudadanos al objeto de minimizar los efectos de nuevas crecidas, que técnicos y especialistas dan por seguras.
Inundaciones como las registradas en diciembre, con “130 municipios que reportaron daños”, “están dejando de ser excepcionales para convertirse desgraciadamente en ordinarias”, señaló el vicepresidente primero y consejero de Interior, Javier Remírez. “Muchas veces se nos olvida que estamos viviendo en zonas inundables”, apuntó, a su vez, el director de Protección Civil y Emergencias del Gobierno de Navarra, José Javier Boulandier. El jefe de Sección de Planificación, Estadios y Ciclo Integral del Agua del propio Ejecutivo, César Pérez, fue más allá en sus conclusiones. “Hay -indicó- un grado elevado de peligrosidad de inundación” en Navarra. Aún así, redujo la advertencia con la seguridad que ofrece la disponibilidad de recursos de predicción y medios de aviso a la ciudadanía. Lo dijo tras repasar fenómenos que a lo largo de la historia han inquietado a la población por desbordamientos desmesurados de ríos. Dentro de las crecidas invernales, la mayor de la que se tiene constancia sucedió en la Ribera en 1960-61. Las que responden a la descripción de Depresión Aislada a Niveles Altos o gotas frías se concentran en verano. 4 Julio de 2014 y 8 de julio de 2019 son fechas rotuladas en el historial de inundaciones en Baztan y Zona Media, respectivamente.
El temor a nuevos episodios de similares características no es infundado. Un informe del año pasado sobre el cambio climático, al que aludió ayer el delegado territorial de Aemet en Navarra, Peio Oria, aventura “eventos más frecuentes, intensos y extensos en el tiempo y en épocas no habituales”. En una comparación de los últimos 50 años sobre el grado de precipitaciones muestra, a su vez, que la mitad de los 10 días más lluviosos desde que se tiene registro en la Zona Media y la Ribera son de la última década, precisó.
El porcentaje se comprime en la zona norte de la Comunidad foral con la concentración de 7 de los 11 días más lluviosos en el mismo período. “Este invierno se han dado -precisó- dos de los diez episodios más extremos de los últimos 50 años”.

El Plan de Emergencias obliga a 45 pueblos a tener su prevención

El vicepresidente primero y consejero de Interior, Javier Remírez, aludió este viernes a la normativa del Plan Especial de Emergencias ante el riesgo de inundaciones de la Comunidad foral para señalar que “45 municipios deben contar con un plan municipal de inundación. 43 ya lo han implementado o está a punto” de que sean homologados por parte de la comisión de Protección Civil de Navarra. A lo largo de esta legislatura -señaló- el Ejecutivo navarro “ha trabajado en 30 planes municipales, pasando de contar con 13 en 19 a los 43 de la actualidad”.
La consejera de Desarrollo Rural, Itziar Gómez, matizó más estos números cuando se refirió al programa Life NAdapta, impulsado con fondos europeos, que propone un protocolo de actuación común en 16 “municipios con mayor riesgo de inundación”.
Del contenido del programa y de su adaptación a estas localidades, cuyos ayuntamientos aceptaron el asesoramiento técnico superior -Estella, Caparroso, Falces, Funes, Tudela, Arguedas, Lodosa, Lesaka, Etxalar, Bera, Cortes, Azagra, Ochagavía, Leitza, Arruazu y Tafalla-, habló el director gerente de GAN, Luis Sanz Azcárate. Existe -por un lado- un nivel de recopilación de datos a partir de estaciones meteorológicas y de aforos de los ríos y unas propuestas de actuación, que implica a los ayuntamientos en la transmisión a la ciudadanía de avisos y determinan lugares de colocación de señales para decidir cortes de carretera, por ejemplo. Desde su experiencia, aconseja a los consistorios disponer de una herramienta informática para la gestión de emergencias. El Jefe del Servicio responsable del Centro de proceso de la Cuenca de la CHE, Adolfo Álvarez González, se preguntó si no habría que elevar a categoría de obligación el registro de toda la población de zonas inundables en los sistemas de alertas.

¿De quién es la competencia de la limpieza de los ríos en zonas urbanas?

La Jefa de Servicio de Comisaría de Agua de la Confederación Hidrográfica del Cantábrico (CHC), Noemí López Fernández, aclaró este viernes una duda que mantiene en vilo a autoridades locales. “En zonas urbanas, las confederaciones hidrográficas no tienen competencia para intervenir en la limpieza de los ríos, salvo que existan convenios. Tienen que intervenir los ayuntamientos o gobiernos”, precisó. “Si se trata de puentes o infraestructuras, la potestad recae -como señaló en el turno de preguntas en la sesión de ayer- en sus titulares”.
Sobre la eficacia de dragados, planteada por los alcaldes que comparecieron en la jornada, expuso sus interrogantes. “No es la solución para muchos ríos, sobre todo de la zona cantábrica”, puntualizó. Antes, el Jefe de la Sección de Planificación, Estudios y Ciclo Integral del Agua del Gobierno foral, César Pérez, recordó que una actuación de más de 90.000 metros cúbicos en Tudela y Cortes apenas mejoró un 2% el cauce, y su eficacia fue escasa en el tiempo.
Noemí López se decanta por conocer el origen del problema de acumulación de obstáculos que entorpecen el flujo en los cauces fluviales y acaban por provocar los desbordamientos.

MUNICIPIOS EN RIESGO

​Dentro de las 25 áreas con riesgo potencial significativo de inundación en la Comunidad foral se encuentran, entre otros municipios: Uztárroz, Garde, Vidángoz, Izalzu, Ochagavía, Sangüesa, Caparroso, Tafalla, Olite, Pitillas, Villava, Huarte, Burlada, Pamplona, Aranguren, Galar, Enériz, Falces, Funes, Ziordia, Alsasua, Arruazu, Villatuerta, Ancín, Murieta, Estella, Andosilla, San Adrián, Lodosa, Azagra, Arguedas, Tudela, Murchanre, Buñuel, Cortes, Baztan, Santesteban, Sunbilla, Lesaka, Etxalar, Bera, Urdax, Leitza, Betelu, Arraitz, Berbinzana, Mendigorría, Esteribar, Orbaizeta, Orbara, Aribe, Oroz-Betelu, Aoiz, Lónguida, Urraúl Bajo, Lumbier, Liédena, Cáseda, Urroz, Etxarri Aranatz, Viana y Artajona.

volver arriba

Activar Notificaciones

Continuar

Gracias por elegir Diario de Navarra

Parece que en el navegador.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, para poder seguir disfrutando del mejor contenido y asegurar que la página funciona correctamente.

Si quieres ver reducido el impacto de la publicidad puedes suscribirte a la edición digital con acceso a todas las ventajas exclusivas de los suscriptores.

Suscríbete ahora