Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE
Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

Ecos de la historia y del Camino

Turismo y Cultura estrena una sede adaptada a las nuevas necesidades de Viana

Viana, el último hito del Camino en Navarra, tiene atractivos que en 2019 atrajeron a 14.482 visitantes. La cifra ha disminuido por la pandemia, pero el sector empieza a coger impulso

Vecinos pasean y disfrutan de una jornada de verano en el centro de Viana, donde se desarrolla principalmente la actividad comercial.
Vecinos pasean y disfrutan de una jornada de verano en el centro de Viana, donde se desarrolla principalmente la actividad comercial.MONTXO A.G.
Publicado el 21/07/2021 a las 06:00
En la oficina de Turismo de Viana, en la plaza de los Fueros, Pilar Martínez de Olcoz Esquide y José Luis Echeverría Arróniz reciben a los visitantes. Ofrecen toda la información sobre la ciudad y, además, dan forma a la programación cultural junto con el Ayuntamiento y colectivos. Los dos grandes grupos de personas que pasan por la oficina son, indican, turistas y peregrinos, siendo los primeros el porcentaje más representativo (70%). Los primeros, demandan información sobre la localidad y otras limítrofes. Respecto a los caminantes, piden el sellado de la credencial y preguntan por alojamientos, restaurantes, horarios de autobús y qué visitar ,
El 71% de las personas que llegan aquí son españoles y el 29% restante, internacionales”, explican. Su origen, País Vasco (22%), Navarra (21%), Madrid (12%), Cataluña (9%), Comunidad Valenciana (6%) y La Rioja (5%). Los extranjeros llegan de Francia (27%), Alemania (14%), Estados Unidos (10%), Italia (7%), Reino Unido (5%), Irlanda (5%), otros países de Europa (10%), de Asia (10%) y de América.
Les dan la bienvenida con una oficina reformada. “Desde 2004, no se había modificado. Teniendo en cuenta que es, en muchas ocasiones, la primera impresión de Viana, necesitaba una imagen más actual, un ambiente más cálido y una mayor comodidad” , informan. Con la adecuación se ha conseguido un mayor espacio, se ha instalado un punto wifi, otro para cargar el móvil y se ha colocado una proyección continua de los aspectos más relevantes de Viana. “También se ha renovado la imagen gráfica que representará a partir de ahora el área de Cultura y Turismo del Ayuntamiento”.
Durante la pandemia, Viana ha tenido una agenda muy activa. “Siempre dentro de las directrices que han marcado las autoridades sanitarias”. Este año, como actividad primaveral y con los mayores vacunados, se realizó el programa Con los de siempre en las Ruinas de San Pedro, con el fin de atender a un sector de la población que había estado muchos meses confinado y sin apenas salir de casa. Tomó el testigo el programa Rincones Poéticos, con poemas de Gloria Fuertes y Ana María Matute. En junio, sonó Mugacu, con el colectivo Gazteberri, entre otros. “Para los meses veraniegos y retomando lo iniciado el año pasado, se ponen en marcha los Tardeos de verano que nacieron con el fin de mantener la oferta cultural en un espacio al aire libre”.
Vistas subterráneas
Por delante queda todavía Flamenco on fire, que sale de su localización habitual abriéndose a otras localidades. “En el caso de Viana se realizará el sábado 7 de agosto y se contará con la bailaora Pastora Galván, precedido por la guitarra flamenca del navarro Jesús Carbonell”. El Festival de Circo de Navarra aterrizará el primer fin de semana de septiembre y se han recuperado las visitas subterráneas de la ciudad. “Son teatralizadas y se celebran desde 2005 con gran éxito tanto entre la población local como las personas que nos visitan”, afirman. Tienen como punto de salida la oficina de Turismo, comienzan a las 12 horas todos los domingos de julio y agosto, siendo necesaria la adquisición de entradas con antelación.
“La ruta de este año permitirá conocer determinados momentos históricos de Viana, así como sus costumbres y tradiciones”. Está estructurada en cuatro momentos en los que la compañía Sapo producciones recrea el oficio de las panaderas de Viana, el paso de los franceses en el siglo XIX, que se realiza en un calado; la tradición del canto de las auroras al amanecer en días señalados o la época más moderna, con las salas de baile en los años 60, describen los técnicos.
Los visitantes que se acerquen a Viana no se pueden perder, según los expertos, las visitas a las iglesias de San Pedro y Santa María. “Con especial referencia a la portada renacentista de esta última, uno de los mejores exponentes de esta época a nivel estatal o ver los frescos en el interior de Luis Paret y Alcázar”.
Además, proponen, hay que callejear por el centro de la ciudad para ver el importante legado en la arquitectura civil de los siglos XVII y XVIII. También hay que conocer los Jardines de Serrat, el mirador, recorrer los senderos, la necrópolis del Hipogeo de Longar, la reserva natural del embalse de Las Cañas. Ahora trabajan en una “recreación virtual del desaparecido castillo, que a través de la lectura de un código QR permitirá ver cómo era desde diferentes ángulos en la edad media, moderna y contemporánea”.
"VIANA SIEMPRE HA TENIDO UN SECTOR INDUSTRIAL Y DINÁMICO"
En marzo de 2020, el coronavirus alteró la actividad de todos los ayuntamientos. Hace un año, la situación apenas permitía valorar las consecuencias que estaba dejando la pandemia. Doce meses después, se empiezan a percibir. En Viana, la alcaldesa, la socialista Yolanda González, analiza el paso de la covid por la ciudad y concreta algunos de los retos que tiene la población por delante para salir de la crisis.
¿Cómo ha sido este último año? 
Muy difícil, complicado y exigente. Nos hemos enfrentado a algo absolutamente desconocido para lo que no estábamos preparados, con novedades casi diarias y con una gran presión por la responsabilidad de tratar en todo momento de salvaguardar la salud de nuestros vecinos. Ha habido momentos duros de impotencia, frustración, cansancio. Pero siempre con el convencimiento de que había que sobreponerse a todo, no podíamos parar; ha habido y hay demasiados problemas reales que resolver.
¿Qué es lo que se ha aprendido de la pandemia?
Espero que hayamos aprendido a valorar lo que en realidad es importante en nuestras vidas y, desde luego, de lo que sí somos conscientes ahora es de que somos más frágiles y vulnerables de lo que creíamos. También nos hemos dado cuenta de que nuestro instinto de supervivencia junto con el poder de adaptación que nos caracteriza y el esfuerzo colectivo consiguen que nos sobrepongamos a la adversidad. Ofreciendo lo mejor de cada uno y con el afán de protección a los demás, se sale adelante. También hemos comprobado la importancia de contar con unos servicios públicos fuertes y la necesidad de apostar, sobre todo económicamente, por la ciencia y la investigación y así estar mejor preparados en un futuro .
¿Qué es lo peor y lo mejor, si lo hay, que ha dejado el paso el paso de la covid en Viana?
Lo peor, sin ninguna duda, los fallecimientos, la angustia de los ingresos hospitalarios, ese dolor de las familias por no poder estar cerca de sus seres queridos. También hemos podido ver esa ola de solidaridad, de empatía, de preocuparse por el de al lado, el convencimiento de que solo podemos salir de esta con el esfuerzo de todos.
¿Qué es lo que más le ha impactado?
A nivel personal, el brote en la residencia de ancianos. Fue brutal, lo peor de la pandemia. Me he enfrentado a situaciones complicadas, pero aquello se me ha quedado muy grabado. Lo positivo, el aprendizaje, las relaciones personales que se han fortalecido mucho, el comprobar que en las situaciones difíciles no estás sola, que he contado con unos trabajadores municipales excepcionales, con un centro de salud, con Izaskun a su cabeza, que lo ha dado todo. También la plantilla de nuestra residencia de ancianos, liderada por Javier, que nos ha dado una auténtica lección a todos de dedicación y profesionalidad, con unas fuerzas del orden siempre dispuestas y muy útiles. Podría seguir y seguir.
¿Cuál es el principal reto para afrontar en los próximos dos años?
Salir todos juntos de esta crisis sin dejar a nadie atrás y adaptarnos a los nuevos retos de transformación y modernización conservando nuestra esencia, singularidad e historia. Viana no puede quedarse atrás en la era de la digitalización, la sostenibilidad y la eficiencia energética.
Una de las empresas de Viana, Defontaine, ha cerrado, dejando a 37 personas en la calle. El Ayuntamiento les mostró su apoyo. ¿Cuál es la radiografía del sector?
Viana siempre ha tenido un sector industrial muy vivo y dinámico. En estos momentos, se está recomponiendo del impacto económico que ha supuesto para toda la pandemia, pero desde la tranquilidad y confianza de contar con todo el apoyo y ayuda de Gobierno de Navarra y de este Ayuntamiento. El sector es fuerte y sabe adaptarse.
¿Qué carencias y qué fortalezas tiene Viana en este sentido?
Soy consciente de que todo se puede y debe mejorar, pero contamos con tres polígonos industriales asentados que facilitan mucho la implantación de las empresas, la ubicación del municipio es un potencial y nuestras buenas conexiones (A12, AP-68, cercanía del aeropuerto y tren) nos fortalece. También la imagen de marca de la ciudad de Viana, atractiva y reconocible, todo nos fortalece. Y como no, la relación cercana del Ayuntamiento con nuestras empresas, de acompañamiento y de interlocutor con Gobierno de Navarra.
El Ayuntamiento ha conseguido rescindir este año el contrato con Sapje, la empresa gestora de las instalaciones deportivas, tras años intentándolo, pero el estado del complejo está bastante deteriorado. ¿Esperaban encontrarlo así? ¿Qué reformas hay que acometer y cuánto costarán?
Nos ha costado casi dos años de trabajo rescindir el contrato con Sapje y no ha sido un proceso fácil, ahora debemos acometer una serie de reformas con la mayor urgencia. Es cierto que el complejo está bastante deteriorado y no ha sido ninguna sorpresa, todos somos muy conscientes del estado y problemática. El 17 de mayo iniciamos un proceso de licitación con un presupuesto de 332.190 € y finalizado ya ese proceso he procedido a firmar el contrato de obra con la empresa adjudicataria Montajes Eléctricos García SL de Zaragoza para la ejecución de las obras contenidas en el proyecto de legalización y acondicionamiento de las instalaciones de verano por la cantidad de 271.031 €. Creo que más agilidad no se nos puede pedir, las obras se iniciarán inmediatamente.
Viana ha decido suspender las fiestas por segundo año consecutivo. ¿Cree que las fiestas volverán a ser como antes o que la pandemia las cambiará tal y como las conocemos?
Creo que por responsabilidad, prudencia y protección de todos debía suspender las fiestas y así lo he hecho pensando siempre en el bien común. No es agradable tener que hacerlo, pero es mi obligación y responsabilidad. Quiero pensar que las fiestas volverán a ser como antes porque ello supondrá que esta pandemia está totalmente superada y controlada, pero me siento incapaz de hacer conjeturas a futuro. Si algo hemos aprendido es a ir paso a paso y día a día.
¿Habrá alguna actividad complementaria a las fiestas patronales en la localidad?
No, rotundamente no. No podemos enviar mensajes contradictorios ni confusos. No hay fiestas.
No será festivo este año, pero ¿qué mensaje les manda a los vianeses?.
Que actuemos con prudencia y responsabilidad. Cuidándonos cada uno, nos cuidamos todos. Estamos ante una carrera de fondo en la que vislumbramos el final, pero aún debemos hacer unos pequeños esfuerzos más y debemos mantener la esperanza e ilusión de que disfrutaremos como nunca de las fiestas en 2022.
volver arriba

Activar Notificaciones