Edición impresa

Actualidad Navarra, Pamplona, Tudela, Estella, Osasuna, Deportes, Gobierno de Navarra, Ayuntamiento de Pamplona, Política, Economía, Trabajo, Sociedad.

"ETA sale como lo que siempre ha sido, una panda de aldeanos sangrientos"

Durante 1972 murieron 500 personas asesinadas en Irlanda del Norte. Entre el IRA y sus diversas facciones, por un lado, y los cuerpos paramilitares y el ejército británico por otro, ir a comprar el pan en Belfast era un juego entre francotiradores, secuestradores, coches bomba y balas perdidas. El odio que rezumaban protestantes y católicos sólo es comparable al de la Guerra de los Balcanes. Lo cuenta Patrick Raden Keefe con una maestría periodística sencillamente descomunal en su libro No digas nada, editado por Reservoir Books. Su lectura invita a establecer comparaciones con la trayectoria de ETA y sus cincuenta años de sangre. Pero comparar a Gerry Adams con Arnaldo Otegui es como comparar una pinta de Guiness con una San Miguel. Y aclaro que Gerry Adams tampoco tiene la conciencia limpia. Nada limpia. Si en la comparación de sus cabecillas, ETA sale como lo que siempre ha sido, una panda de aldeanos sangrientos; en la balanza del terror puro, el IRA da razón a su acrónimo en español. ETA y sus aledaños siempre han tenido complejo de irlandeses, imitaron estrategias propagandísticas, sus miembros compartieron graves psicopatías. Hasta ahí los parecidos. El resto, para la izquierda abertzale, es melancolía. La guerra entre Inglaterra e Irlanda se remonta al siglo XVII; ETA no consiguió que esto fuera el Ulster, ni que el odio, que persiste, emponzoñara la convivencia hasta los niveles enloquecidos que se alcanzaron en Irlanda del Norte. La lectura de No digas nada es una crónica periodística monumental, escrita con la sagacidad de un novelista de suspense. Pero lo que cuenta Patrick Radden es, sencillamente, atroz. Ahora que se van conociendo más datos sobre la “guerra sucia” contra ETA, y que Joseba Asirón estará deseando volver a visitar tumbas de terroristas en Belfast, es un momento excelente para saber qué ocurrió. No digas nada fue Mejor Libro del Año de 2019. El escritor británico John Banville lo define bien: “Una tenebrosa obra maestra”. Pasen y lean.
ETIQUETAS
volver arriba

Activar Notificaciones

Continuar

Hemos detectado que tienes en Diario de Navarra.

Con el fin de fomentar un periodismo de calidad e independiente, por favor o suscríbete para disfrutar SIN PUBLICIDAD de la mejor información, además de todas las ventajas exclusivas por ser suscriptor.

SUSCRÍBETE